Loncoche inicia programa de plantación con 50 árboles en Humedal Huiscapi

 Loncoche inicia programa de plantación con 50 árboles en Humedal Huiscapi
  • Esta es la primera jornada de plantación para la restauración del bosque nativo en este ecosistema comunal.

 

A solo cinco minutos caminando desde la plaza de la localidad Huiscapi se encuentra el humedal del mismo nombre, en Loncoche, región de La Araucanía. Con 4.629 m² de espejo de agua, es un verdadero tesoro de biodiversidad en el que se realizó la primera plantación de árboles nativos en el marco del proyecto de conservación que está desarrollando Fundación Kennedy junto a Fundación Ibáñez Atkinson. Las especies plantadas corresponden a ejemplares de coigüe (Nothofagus dombeyi), avellano (Gevuina avellana) y arrayán (Luma apiculata). El humedal se inserta en  una zona natural de alto valor ecológico en el límite urbano de Huiscapi, por lo que cuenta con el potencial de ser un polo de educación ambiental para la zona.

El humedal alberga una biodiversidad que requiere de protección, entre ellas especies endémicas y nativas en estado de conservación vulnerable como la rana chilena (Calyptocephalella gayi) y el puye rojo (Brachygalaxias bullocki) además de otras 137 especies que se han registrado, entre las que se encuentran 70 especies vegetales, 5 de hongos, 50 especies de aves, 1 de reptil, 4 de anfibios y 4 de mamíferos, como también más de un centenar de especies de invertebrados acuáticos que se encontraron en un estudio de ADN ambiental realizado recientemente junto al Centro de Ecología Aplicada.

Estuvo presente en la jornada el alcalde de Loncoche Alexis Pineda, quien acompañado del director regional de Conaf, Julio Figueroa, participaron de la primera plantación de 50 árboles nativos en la zona. También participaron Rodrigo García, director de Medio Ambiente, Aseo y Ornato del municipio y Jehovana Hellriegel, encargada de Medio Ambiente de la comuna.

Alexis Riquelme, delegado municipal de Huiscapi, asegura que es un sector que estuvo por años abandonado donde no había intervención de nadie y solo se utilizaba para ir a botar basura: “Ahora, ese santuario natural tiene otra connotación y que Fundación Kennedy ha logrado sacar adelante y darle valor. Así también es muy relevante la labor formativa que hacen en los colegios que sabe lo que significa contar con un humedal y lo conocen en terreno”.

En tanto, el director regional de Conaf, Julio Figueroa, asegura que “estamos sumando esfuerzos para contribuir a la restauración del humedal de Huiscapi. Espacio de características únicas en la comuna de Loncoche gracias a su biodiversidad radicada en especies vegetales y de fauna. Un primer paso es lo que estamos haciendo con el establecimiento de especies nativas y plantación de las mismas para luego continuar un trabajo conjunto en materia de educación ambiental que están destinadas a voluntarios de escuelas locales”.

“Agradecemos a CONAF por esta donación de árboles nativos para el humedal, y a los  voluntarios del Programa de Voluntariado de Fundación Kennedy,  que están por finalizar su formación, en la cual estamos instalando capacidades en los vecinos de Huiscapi y sus alrededores, en la valoración y el conocimiento de este humedal que forma parte del patrimonio natural, cultural y social de esta localidad y que buscamos relevar en cuanto forma parte de su historia. La laguna y el estero al que pertenece es un elemento identitario que se debe proteger, por ser el hábitat de las especies antes nombradas y un espacio de conexión con la naturaleza que es algo muy importante, sobre todo en tiempos de pandemia”, agregó Lorena Ojeda, coordinadora de Proyectos – Zona Sur de Fundación Kennedy

“Todos podemos y debemos tener un rol activo en la protección de nuestro planeta. Por eso nos llena de orgullo que desde este rincón del sur de Chile podamos unirnos para la conservación de nuestro entorno, sumando fuerzas desde las comunidades, las organizaciones sociales, el sector público y el privado. El trabajo colaborativo es clave para generar cambios profundos y duraderos”, señaló Antonia Ibáñez, gerente de Medio Ambiente de Fundación Ibáñez Atkinson.

 

Proyecto de conservación y educación

Desde el año 2018 y a la fecha Fundación Kennedy y Fundación Ibáñez Atkinson se encuentran ejecutando un proyecto de conservación de este humedal que contempla, entre otras cosas, acciones para la restauración de sus condiciones ecológicas, mitigación de amenazas y trabajo con la comunidad en torno a la valoración del patrimonio natural de la zona por medio de diversas actividades de involucramiento. Igualmente, se ha implementado un exitoso programa de educación ambiental que Fundación Ibáñez Atkinson trabaja desde 2018 por medio de talleres de para niños y niñas de las escuelas Egon Keutman y Juan XXIII. Es en el marco de este último junto a Fundación Kennedy se han realizado actividades con el municipio permitiendo poner en valor este espacio de la comuna, tanto para los habitantes locales como de otros sectores de la región y el país.